Necesito contratar a un cuidador para mi adulto mayor ¿Qué hago?

Salud del adulto mayor
Cuidadores Adulto Mayor
Karina

Compartir en

Muchas personas mayores son independientes y pueden mantener sus quehaceres sin ayuda. Otras requieren de algún tipo de cuidados porque se encuentran delicados de salud, han experimentado pérdida cognitiva o están experimentando un deterioro progresivo.

Sea cual sea el caso, lo cierto es que el proceso de envejecimiento hace su jugada provocando cambios físicos y mentales que pueden interferir con la rutina y en donde los adultos mayores necesitan algún tipo de asistencia o ayuda.

 

Entender que nuestros padres, abuelos o familiares cercanos necesitan cuidados de otra persona para mantener sus actividades cotidianas no siempre es fácil, pero es importante estar atentos a los signos de envejecimiento de un familiar. Una buena forma de afrontarlo es buscando un cuidador o repartiendo los cuidados entre varios miembros de la familia.

 

Antes de buscar o contratar a un cuidador, ten en cuenta estas 4 consideraciones:



Comienza a hablar acerca de contratar a un cuidador

 

Antes de contratar a un cuidador hay que tomar en cuenta que las personas mayores se resisten a ceder su espacio personal y parte de su independencia. Según datos publicados por el departamento de geriatría de Northwestern Medicine en Chicago, las personas mayores no quieren recibir ayuda, siendo muy común en personas de 70 u 80 años. 

 

Por eso es importante iniciar la conversación acerca de la contratación de un cuidador antes de que se desencadena una crisis. Si se observan señales de alerta como que se le olvidan las cosas, le cuesta movilizarse, ha experimentado pérdida cognitiva o dificultad en la salud, lo mejor es tratar el tema de la contracción domiciliaria más temprano que tarde.

 

Algunas consideraciones a tener en cuenta cuando se conversa del tema de contratar un cuidador:

 

  • Mantén el respeto por tu adulto mayor, recuerda que es un adulto y no un niño.
  • Ponte en su lugar y piensa cómo te gustaría que te ofrecieran ayuda en la casa o para cuidarte.
  • Pregúntale directamente qué puedes hacer para ayudarlos y cuáles soluciones ven ellos viables.
  • Da ejemplos de otros adultos mayores de la familia o conocidos que tienen ayuda y que les ha resultado beneficiosa.
  • En caso de que el adulto evite o ignore el problema, busca la opinión de un tercero neutral, puede ser una figura de autoridad como su médico tratante para que sea el profesional de la salud el que emita la recomendación. 

 

 

Ten en cuenta la diferencia entre un cuidador domiciliario y un cuidador especializado

 

Una vez se ha iniciado el tema de contratar a un cuidador, el siguiente paso es identificar el tipo de cuidado que se necesita.

 

Hay distintos deberes y responsabilidades de un cuidador entre la atención domiciliaria no médica y las opciones de atención médica domiciliaria. No es lo mismo contratar a alguien que ayude con tareas domésticas como cocinar y hacer las compras, que contratar a un cuidador que se encargue de curar heridas o medicar a una persona.

 

Lo recomendado según el sitio especializado Aging Care, es comprender esta distinción, ya que el tipo de atención guiará su búsqueda del cuidador adecuado.



Selecciona el tipo de cuidado que contrataras

 

Un cuidador puede ser una persona contratada únicamente por unas horas a la semana, o por ejemplo contratado solo los fines de semana. Si la persona aún es sana e independiente lo mejor será introducir ayuda de forma progresiva de modo que poco a poco vaya adquiriendo el rol o rol de cuidador, que será más largo o más corto en función de múltiples factores.

 

  • Cuidador por hora

Si la ayuda que se requiere responde a necesidades menores, como por ejemplo, cocinar, limpiar la casa, sacar a la mascota o cuidar el jardín,lo mejor será contratar una persona que cobre por hora o por media jornada.

Para este tipo de ayuda hay algunos países que cuentan con ONG y voluntariado que brindan ayuda a las personas mayores.

 

Tareas de un cuidador doméstico por hora

 

  • Cocinar
  • Hacer las comprar
  • Limpiar la casa
  • Reparaciones menores en el hogar
  • Sacar a la mascota
  • Jardinería
  • Dar compañía en el día
  • Conducir y acompañarlos en las salidas



  • Cuidadores domésticos contratados a tiempo completo

Los cuidadores a tiempo completo son de gran ayuda para aquellas personas mayores que son tienen un leve nivel de dependencia pero no necesitan de cuidados de salud, pero si necesitan asistencia porque cada vez les resulta más difícil realizar ciertas tareas en la casa. 

Los cuidadores de jornada completa suelen estar con los adultos mayores durante el día, aunque en algunas ocasiones también viven con los mayores para proporcionarles asistencia durante la noche. Es importante tener en cuenta de que este tipo de cuidador no funcionará si la personas tiene problemas importantes de salud, movilidad o problemas de demencia.

 

Tareas de un cuidador doméstico a tiempo completo

 

  • Dar asistencia en durante todo el dia
  • Asistir en la alimentación
  • Suministrar las medicinas
  • Persona encargada de monitorear al adulto mayor 
  • Mantener contacto con los familiares
  • Mantener el cuidado del hogar
  • Acompañar a la persona mayor
  • Transporte
  • Pagar las cuentas



  • Cuidador profesional de la salud

Si la persona mayor necesita cuidados 24 horas los 7 días de la semana porque tiene algún problema de salud, entonces hay que buscar ayuda profesional. 

Lo mejor será buscar a una persona que tenga habilidades médicas y cuente con una credencial de enfermería o esté certificado por alguna asociación reconocida.

Este tipo de cuidados es más costoso pero tiene el beneficio de que la persona cuenta con atención médica calificada, lo que brinda tranquilidad para solventar problemas de salud o atender alguna emergencia.

 

Tareas de un cuidador profesional de la salud

 

  • Administrar medicamentos
  • Curar heridas
  • Cambiar sondas
  • Realizar terapia ocupacional o física
  • Monitorear condición de salud
  • Proporcionar comidas
  • Tareas de enfermería especializadas



  • ¿Yo mismo puedo cuidar de mi mamá, papá o abuelos?

 

Es muy común que los familiares más cercanos sean quienes asuman el rol de cuidado de sus adultos mayores, sin embargo si estás por asumir esta tarea debes estar consciente que se está asumiendo una responsabilidad que tomará parte de tu tiempo, esfuerzo y energía. 

Sin embargo, es una opción común para adultos que no requieren cuidados especializados   y poco a poco, se podrá establecer una rutina con este nuevo rol de cuidador.


Considera dejar a la persona mayor en su hogar, es el lugar que conoce y donde se siente cómodo

 

Los adultos tienen apego por sus hogares. El 82% de adultos mayores entre 65 y 84 años, prefieren quedarse en casa tanto tiempo como pueda, según arrojó una encuesta de OCU (Organización de Consumidores y Usuarios de España).

 

Al envejecer los adultos mayores quieren estar rodeados por sus familiares y en un lugar que les sea familiar. Su hogar es el espacio que les ha costado tanto tiempo y esfuerzo construir. Es el lugar donde se sienten seguros, donde se encuentran sus recuerdos y donde se han guardado las memorias más significativas de su vida. 

 

La recomendación desde BETTEN es acondicionar el hogar si se está al cuidado del adulto mayor

Algunos artículos como las barras de seguridad, sillas para el baño, bastones y otros artículos del hogar, para que los espacios estén adaptados y sean seguros. De este modo se previenen accidentes y caídas en el hogar.

 

Sabemos que buscar un cuidador puede ser un gran desafío, no siempre se tiene certeza de que la persona que se está contratando es la mejor opción para cuidar a nuestros seres queridos.

 

Busca recomendaciones, pide credenciales y utiliza plataformas especializadas en el tema como la de Kipers.cl. Para así tener un poco más de tranquilidad al momento de comenzar tu búsqueda.

 

CTA 3 Guía completa para cuidadores ¿Cómo cuidar en casa a un adulto mayor?

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *




Posts relacionados

Ventajas de regular la posición de las piernas en una cama clínica

SEGUIR LEYENDO

Barandas de contención para la prevención de caídas de la cama en el adulto mayor

SEGUIR LEYENDO

Actividad física que se puede realizar con pacientes en cama

SEGUIR LEYENDO