Principales cuidados de una sonda urinaria

Acondicionamiento del hogar
Camas Clínicas
Movilidad y Autonomía
Cuidadores Adulto Mayor
Catalina

Compartir en

Cuando tienes en casa a una persona que necesita evacuar su orina con la ayuda de un dispositivo como la sonda urinaria, es fundamental conocer cómo se debe mantener la higiene de ésta, para prevenir complicaciones e infecciones.

 

¿Cómo mantener la higiene de la sonda urinaria o vesical?

En MedlinePlus, indican que para mantener limpia una sonda urinaria, debes realizar lo siguiente:

 

  • Higienizar diariamente la cánula y la zona por donde las deposiciones salen del cuerpo con agua y jabón, para prevenir contaminación e infecciones.
  • Si el paciente cuenta con un dispositivo que ingresa a su vejiga a través del abdomen (supra púbico), limpie diariamente la abertura de éste y el catéter mismo, con agua y jabón. Cubra la zona del abdomen con gasa seca una vez que la haya higienizado.
  • Enjuagar las manos cada vez que manipule la sonda vesical.
  • Si la salida de la sonda se ensucia o toca algo, debe ser lavada con agua y jabón.
  • Para ayudar a evitar infecciones, es importante beber grandes cantidades de líquido (de 8 a 10 vasos de agua diarios a no ser de que el médico le indique lo contrario).

 

Cuidados que debo tener en el uso de una sonda urinaria

En un artículo de Serproen titulado “Sonda Foley: Qué es, mantención y cuidados”, mencionan los atenciones adicionales que se deben tener para el cuidado de una sonda urinaria, estas recomendaciones, pueden ser aplicados a todos los tipos de sonda:

 

  • Vaciar la bolsa de drenaje cuando se encuentre a nivel medio o cada 4-8 horas y antes de que el paciente con sonda urinaria vaya a dormir.
  • Mantener permanentemente el dispositivo de drenaje en un nivel más bajo que la vejiga del paciente y sin que la sonda se enrolle o doble. De esta forma, el mecanismo drenará el líquido a favor de la fuerza de gravedad y en una sola dirección (hacia abajo). Si por algún motivo la orina se estanca dentro de la sonda o bolsa de drenaje, puede producirse una infección.
  • En caso de que se trate de una sonda permanente, para reducir el riego de bacterias, debe mantener un sistema de drenaje cerrado; sin retirar la cánula a menos que el médico o cuidador lo indiquen, sin manipular la bolsa o cánula sin higienizar sus manos previamente y sin desconectar el tubo flexible. 
  • Sin importar que el paciente se encuentre postrado o con movimiento independiente, es importante que la bolsa de drenaje nunca quede expuesta al suelo y sus bacterias; para esto existen camas clínicas con porta sonda que mantienen la bolsa a la altura que permite el drenado por gravedad y sin exponerla a bacterias. También, existen sondas que pueden ser ancladas a la pierna del paciente, de manera de que éste pueda desplazarse libremente con ella.

 

¿Cuáles son las posibles complicaciones que puede tener el uso de una sonda urinaria?

En la Enciclopedia médica de MedlinePlus, detallan algunas de las complicaciones más comunes que pueden presentar los pacientes durante el uso de un sistema de drenaje urinario.

 

  • Escape de orina: puede deberse a que el tubo es de calibre excesivamente pequeño, por lo que no alcanza a drenar con la rapidez necesaria y se desborda, o también, a que la sonda se encuentre obstruida o torcida. Por otra parte, es posible que el problema sea causado por una infección urinaria, constipación o espasmos vesicales.

  • Sensibilidad o alergia al material específico de la sonda: en estos casos, se debe considerar una sonda de otra materialidad. Las hay de látex, silicona, plástico, teflón, polivinilo y poliuretano.

  • Daño renal o cáncer vesical: pueden producirse con el uso de sondas permanentes que han sido utilizadas por extensos períodos de tiempo.

  • Cálculos en la vejiga: en Mayo Clinic mencionan que la formación de masas duras de minerales en la vejiga, puede deberse a la incapacidad de vaciarla completamente y a la presencia de cuerpos extraños en ella. 

  • Septicemia: en un artículo de MSD sobre el tema, mencionan que una infección en la sangre puede ser producida por la falta de higienización y cuidados de este dispositivo médico. 

  • Lesión uretral: en la Biblioteca digital dinámica para estudiantes y profesionales de la salud, se establece que una lesión puede ser causada por un agente externo cuando el roce de este agente supere la resistencia de la uretra.

  • Infecciones del sistema urogenital: cuando las vías renales o urinarias se infectan a causa de la incorrecta limpieza y manipulación del dispositivo de drenaje.

  • Sangre en la orina: puede deberse a la presencia de algunas de las complicaciones antes mencionadas.

 

Si debo contemplar el uso de una sonda urinaria en casa para un familiar, debo tener presente que la higiene y correcta manipulación de ésta es lo más importante para prevenir complicaciones posteriores.

Considerar todos los aspectos del buen manejo de éstas, es muy importante para el éxito del cuidado del paciente; consideraciones desde donde colocar la bolsa para que no quede directamente expuesta al suelo y sus bacterias, hasta cómo manipularla diariamente.

 

New call-to-action

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *




Posts relacionados

Ventajas de una cama clínica  regulable en altura respecto al suelo.

SEGUIR LEYENDO

Ventajas de regular la posición de las piernas en una cama clínica

SEGUIR LEYENDO
Camas Clínicas
Catalina

Ventajas de tener una cama clínica que permita regular el respaldo

SEGUIR LEYENDO