Lesiones comunes en el adulto mayor al caer o resbalar en el baño

Seguridad en el Baño
Salud del adulto mayor
Karina

Compartir en

Las caídas en el baño son una causa frecuente de lesiones; algunas de estas lesiones, pueden llegar a ser muy graves o mortales. 

 

Estadísticas internacionales señalan que cerca de un tercio de las personas de 65 años o más, sufren una o más caídas cada año y que, de éstas, aproximadamente una de cada cuarenta ingresará a un hospital. Adicionalmente las personas mayores de 85 años tienen más probabilidades de romperse uno o más huesos debido  a que muchas tienen los huesos porosos y frágiles (osteoporosis).

 

En Chile, según estudio publicado por Minsal, se estima que uno de cada tres adultos mayores sufre una o más caídas al año. A nivel nacional, la encuesta SABE Chile de OPS arrojó una prevalencia de un 35,3% anual de caídas en las personas mayores.

 

Lesiones más comunes en el adulto mayor ocasionadas por caídas en el baño

 

El riesgo de sufrir una lesión por caída en el baño, se relaciona con el hecho de que los baños suelen ser pequeños y las superficies en ellos suelen resbaladizas y estar húmedas. 

 

Las lesiones o consecuencia de una caída en el baño ocasiona lesiones físicas y también psicológicas. Si la persona no logra levantarse inmediatamente o pedir ayuda y queda tendida en el suelo, por varios o minutos o incluso horas, se pueden provocar las siguientes lesiones:

 

Lesiones físicas

 

  • Fractura de cadera, pelvis, muñeca, húmero, costillas.
  • Deshidratación
  • Hipotermia (baja temperatura corporal)
  • Neumonía
  • Trombosis venosa profunda
  • Úlceras por presión
  • Traumatismos articulares
  • Rabdomiolisis (degradación muscular que puede conducir a daño o insuficiencia renal)

 

Lesiones Psicológicas

 

  • Ansiedad
  • Miedo a ir al baño 
  • Disminución de la autoestima
  • Cambio de hábitos de higiene
  • Abandono de actividades rutinarias



¿Cómo superar el miedo a caerse en el baño?

 

Debido a que el riesgo de caídas en el baño, es alto, muchas personas de edad avanzada temen caerse, y ese miedo puede ocasionar problemas como la pérdida de confianza en sí mismas y de su independencia para realizar labores diarias de aseo personal.

 

Algunas de las medidas para superar el temor a caer y reducir el riesgo de caída, es reconocer las causas que pueden ocasionar un accidente:

 

  • La mayoría de las caídas ocurren cuando personas presentan alguna discapacidad física que afecta la movilidad o el equilibrio al usar el baño o bañarse.
  • En ocasiones las personas presentan síntomas que son alertas previas a una caída, algunos de estos síntomas son mareos, falta de equilibrio, problemas de visión u otros síntomas que son avisos de que algo puede andar mal.
  • Otra causa común de caídas es cuando la persona presenta debilitamiento de la masa ósea, deterioro o atrofia muscular o disminución en la flexibilidad en las articulaciones y grado de movilidad.
  • Si ya se ha sufrido una caída, es recomendable que las personas acudan al fisioterapeuta en busca de ayuda para reducir el riesgo de caídas subsiguientes. También se pueden realizar ejercicios para fortalecer los músculos y el equilibrio.
  • Otra causa comúnmente nombrada por los expertos es tomar en cuenta el consumo de medicamentos que puedan ocasionar somnolencia, pesadez, letargo o torpeza en la persona.

 

El CDC recomienda colocar pisos antideslizantes en la tina o ducha; instalar barras de apoyo junto a la tina y el inodoro. También se recomienda airear el baño con regularidad para evitar la acumulación de agua, jabón o basura que también podría causar resbalones y caídas.

 

Otros consejos para prevenir caídas en el baño son:

 

  • Tener iluminación adecuada.
  • Los suelos antiresbaladizos.
  • Evitar cables eléctricos expuestos u otros objetos que se encuentran en las zonas de paso.
  • Colocar artículos de baño como jabón, shampoo, pasta dental ubicados a la mano y de fácil acceso.
  • Botón de alarma en el baño, si es utilizado por una persona con alguna discapacidad o poca movilidad.

 

Es importante que si se está al cuidado de una persona mayor en casa en el hogar, se tomen medidas para prevenir las caídas.

 

Finalmente, si la persona mayor llegase a sufrir una caída, hay que buscar atención médica inmediata y ayudarle a hacerse chequeos regulares para detectar alguna causa posible como complicaciones en la vista, el oído u otras alteraciones que podrían favorecer las caídas constantes.

 

 

CTA 2 Baño seguro

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *




Posts relacionados

Ventajas de regular la posición de las piernas en una cama clínica

SEGUIR LEYENDO

¿Qué es y para qué sirve un porta suero?

SEGUIR LEYENDO

Casa y baño adaptado para personas que han sufrido una fractura de cadera

SEGUIR LEYENDO