¿Cómo diseñar un jardín accesible y seguro para el adulto mayor?

Acondicionamiento del hogar
Movilidad y Autonomía
Angie

Compartir en

¿Sabías que la jardinería puede favorecer nuestra salud física y mental, especialmente en la vejez? Muchos adultos mayores aman cuidar de sus plantas y sembrar flores hermosas en casa. Sin embargo, los beneficios de esta actividad van mucho más allá de nuestras preferencias. 

 

Además de aumentar nuestro nivel de actividad física, favoreciendo la movilidad y flexibilidad, la jardinería tiene un impacto positivo en nuestra mente y emociones. No obstante, muchos no están seguros si es posible crear un espacio adecuado para los adultos mayores que quieran practicarla en casa. 

Afortunadamente, hoy no solo queremos decirte que sí es totalmente posible tener un jardín seguro y accesible en casa sino que también te daremos todos los tips que necesitas para crear uno. 

anciano-flor-jardineria
¿Por qué deberíamos tener un jardín en casa para los adultos mayores? 

Como mencionamos, la jardinería tiene muchos beneficios terapéuticos para los adultos mayores. Estos son algunos de los más importantes: 

  • Provee una forma divertida, interesante y diferente de hacer ejercicio. 
  • Mejora la resistencia y fuerza. 
  • Aumenta los niveles de actividad física, mejorando la flexibilidad y movilidad. 
  • Fomenta el uso de habilidades motoras. 
  • Reduce los niveles de estrés y promueve la relajación. 
  • Estimula la mente a través del contacto con la naturaleza y los exteriores. 
  • Mejora el bienestar y la interacción social. 

Si bien muchas condiciones médicas y discapacidades físicas pueden dificultar que personas mayores disfruten la jardinería, solo necesitamos hacer algunos cambios para crear un espacio seguro y accesible para esta actividad.

 

anciana-regando-plantas-su-jardin
¿Qué debemos considerar al crear el jardín? 

Cuando creamos un jardín para adultos mayores en casa, debemos tener en cuenta sus condiciones físicas y mentales relacionadas con la edad. Sin embargo, es importante saber que esto no debería impedir que puedan disfrutar de esta hermosa y placentera actividad. 

En general, estas son las consideraciones que debemos tener al momento de crear un jardín en casa: 

  • Piel sensible: A medida que envejecemos, la piel se torna más fina y frágil, haciéndose más susceptible a hematomas, golpes y quemaduras solares. 
  • Dificultades en las habilidades mentales: La salud mental, incluyendo las capacidades de pensamiento y memoria, también se ve afectada a medida que envejecemos, especialmente si desarrollamos condiciones como la demencia
  • Problemas en la visión: La vejez también suele traer problemas en la visión, incluyendo deficiencias y cambios en la estructura de los ojos. Estas dificultades pueden restringir ciertas actividades. 
  • Pérdida del equilibrio y otras condiciones que afectan el cuerpo: Nuestras capacidades físicas también cambian con el pasar del tiempo. Algunas condiciones, como la osteoporosis y la artritis, pueden causar pérdida de movilidad, flexibilidad y equilibrio, aumentando el riesgo de caídas. 
  • Temperatura corporal: En la tercera edad, nuestro cuerpo también se hace más susceptible a los cambios de temperatura, por lo que nos hacemos más propensos a sufrir deshidratación o agotamiento por las altas temperaturas. 

Considerar estos aspectos puede ayudarnos a crear un espacio mucho más seguro y accesible para los adultos mayores. Veamos algunos tips a continuación. 

 

cerrar-plantando-flores-maceta

Ajustar el equipo y el espacio para personas mayores 

Con las consideraciones mencionadas anteriormente, tendremos una mejor idea de lo que debemos tener en cuenta al crear un jardín apto para adultos mayores. Estas son algunas recomendaciones para hacer este espacio más accesible y reducir el estrés físico relacionado con esta actividad.

  • Construir el jardín en espacios frescos o delimitar espacios con techo y sombra donde los adultos mayores puedan descansar y evitar el impacto directo de la luz solar, especialmente durante el verano. 
  • Usar camas de cultivo elevadas para que las personas con discapacidades u otras restricciones físicas puedan cuidar de su jardín sin agacharse. 
  • Escoger herramientas adaptables. 
  • Considerar la plantación vertical en paredes y enrejados para hacer que las plantas, flores y cultivos sean más accesibles. 
  • Mantener las macetas u otros elementos colgantes en alturas adecuadas para evitar que los adultos mayores se golpeen al caminar. 
  • Modificar las herramientas con espuma, cinta y plástico para facilitar el agarre. 
  • Tener sillas y mesas estables que los adultos mayores puedan usar en la jardinería cómodamente. 
  • Instalar un sistema de alimentación por goteo o asegurarse de tener un grifo cerca para facilitar el riego. 

 

feliz-pareja-senior-jardineria

¿Cómo hacer el jardín más seguro? 

Además de hacer el jardín en casa más accesible, también podemos convertirlo en un espacio seguro para los adultos mayores con estos consejos: 

  • Tener un botiquín de primeros auxilios cerca y en un lugar accesible para tratar picaduras o heridas. 
  • Asegurar puertas y cercas si los adultos mayores sufren problemas de memoria. 
  • Hacer que los caminos, escalones y pasarelas sean antideslizantes. 
  • Mantener fuentes de hidratación cerca, asegurándonos que los adultos mayores siempre tengan agua para beber. 
  • Guardar el equipo de jardinería de forma segura y en espacios accesibles. 
  • Evitar dejar objetos en el suelo, incluso si son de jardinería, para reducir el riesgo de caídas. Las macetas deberían estar a al menos dos escalones de altura.
  • Usar macetas y equipos de colores vivos para hacerlos visibles y más seguros. 
  • Educar al adulto mayor sobre las mejores prácticas de jardinería y lo que deben hacer para mantenerse seguros, como usar protector solar, hidratarse, evitar exponerse al sol mientras trabajan y usar guantes, ropa y zapatos cómodos. 

Pensamientos finales

Tener un jardín en casa puede beneficiar enormemente al adulto mayor. La jardinería es una de las mejores actividades para la salud mental y física. Este espacio es ideal para realizar muchas tareas y ejercicios, como riego, cosecha de alimentos y flores, manualidades, plantación de árboles y mucho más. 

Además, esta área es perfecta para el disfrute sensorial, ya que podemos oler, tocar, escuchar y recordar muchas cosas.

Y la mejor parte es que podemos hacerlo seguro y accesible para el adulto mayor con los consejos mencionados en este artículo. ¿Estás listo para intentarlo? 

Te invitamos a descargar de forma gratuita el Ebook: ¿Cómo adaptar la casa para un adulto mayor?

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *




Posts relacionados

Cómo las adaptaciones en el baño mejoran la vida de un paciente oncológico

SEGUIR LEYENDO

Ventajas de tener una silla de ruedas en casa para un paciente con movilidad reducida

SEGUIR LEYENDO

¿Conoces estos artículos que te ayudan a mejorar el cuidado de un familiar con cáncer?

SEGUIR LEYENDO