8 recomendaciones para adaptar la casa y darle más seguridad a los adultos mayores

Movilidad y Autonomía
Salud del adulto mayor
Angie

Compartir en

Adaptar la casa a las necesidades de las personas mayores facilita su vida diaria y también contribuye a mejorar su calidad de vida y su salud mental. 

Pequeños cambios en la vivienda pueden proporcionar a nuestros seres queridos todas las comodidades que merecen y ayudarlos a mantener su autonomía e independencia en la vejez, especialmente si han sufrido alguna caída o accidente con consecuencias en su capacidad para moverse. 

Contrario a lo que muchos piensan, preparar la casa para la vejez no implica gastar enormes cantidades de dinero. Muchas de las soluciones que verás aquí son económicas y accesibles. 

Teniendo esto en cuenta, te damos algunos consejos para adaptar el hogar a las necesidades de los adultos mayores: 

 

1. Eliminar los obstáculos y el desorden

Muchas de las caídas y golpes que sufren los adultos mayores son causadas por objetos que usualmente ponemos en lugares que transitan con regularidad. 

Incluso si nos aseguramos que esos artículos están donde deben, algunos siguen representando un riesgo de caídas para los adultos mayores. 

Las alfombras, por ejemplo, entran en esta categoría, ya que un pequeño pliegue puede hacernos perder el equilibrio fácilmente. Las sillas, macetas, floreros, mesas y esculturas también podrían causar tropiezos u otros accidentes. 

Por esa razón, debemos asegurarnos que todos estos objetos están distribuidos en lugares estratégicos donde no interrumpen el paso común.

 

2. Mantener una buena iluminación

Las personas de la tercera edad también pueden sufrir problemas de visión. Por lo tanto, tener una buena iluminación puede ayudarlos a acceder con más facilidad a las habitaciones u otros espacios, evitando infortunios. 

Una de las mejores opciones es la iluminación natural. Sin embargo, en espacios oscuros o durante la noche, es necesario recurrir a lámparas especiales o estilo LED (son excelentes alternativas) para mantener la casa iluminada y brindarle mayor seguridad a nuestros seres queridos. 

 

3. Garantizar que la comunicación está al alcance 

Al preparar la casa para la vejez, también debemos tener en cuenta la comunicación. Si está dentro de nuestras posibilidades, instalar un teléfono en cada habitación sería una gran idea.

Tener múltiples teléfonos en la casa permite a los adultos mayores comunicarse rápidamente con nosotros si algo va mal, tienen un accidente o están en peligro.

Sin embargo, es importante tener en mente que nuestros seres queridos deben saber usar estos dispositivos. También es una buena idea buscar equipos con botones y números lo suficientemente grandes para facilitar su uso. 

 

4. Almacenar objetos de uso diario en lugares de fácil acceso

Para ayudar a los adultos mayores a ganar autonomía e independencia mientras están seguros en casa, también es importante hacer que todos los artículos que usan a diario estén en lugares accesibles. 

Incluso si queremos organizar objetos que no son usados regularmente, es indispensable evitar que los adultos mayores tengan que usar sillas o escaleras para intentar alcanzarlos. Por lo tanto, la mejor idea es almacenarlos en cajones o gabinetes que estén a la mano. 

 

5. Adaptar el baño

Otra de las adaptaciones que podemos hacer al preparar la casa para la vejez está relacionada con uno de los espacios más importantes: el baño. 

Un baño especialmente equipado, le devuelve autonomía y bienestar a los adultos mayores, se ha desmotrado que un baño adaptado que cuente con las ayudas necesarias de seguridad permite dismunir la ansiedad del adulto mayor.

Instalar barras de apoyo cerca de la ducha o barandas cerca del inodoro puede disminuir el riesgo de caídas, ya que los ayuda a sentarse y pararse con mejor soporte y sin mayor esfuerzo. 

Adaptar la tina para ayudar a que las personas con poca movilidad puedan entrar y salir de forma segura también es una recomendación que debemos tener en cuenta. Otros artículos que pueden aumentar la seguridad en el baño son las sillas de ducha o receptáculos, las sillas para tinas, alfombras antideslizantes y las alzas de baño.

 

6. Modificar los dormitorios 

Para adaptar la casa y ayudar a los adultos mayores a sentirse más autónomos e independientes, también podemos modificar los dormitorios de acuerdo a sus necesidades. 

Las camas clínicas son las mejores opciones cuando hay alguna condición o dificultades físicas, ya que son cómodas y pueden ajustarse a una altura que beneficie a los pacientes.

También es importante eliminar los obstáculos (incluyendo muebles innecesarios) y cuidar que la iluminación sea adecuada. Si es posible, es recomendable que la habitación no esté en un piso alto que sea accesible sólo a través de escaleras. 

 

7. Hacer algunos arreglos en la cocina 

La cocina es otro de los espacios más importantes en el hogar, pero también hay muchos riesgos relacionados. Por lo tanto, para evitar accidentes, podemos hacer algunos ajustes. 

Los armarios con puertas corredizas son excelentes opciones si queremos evitar golpes y lesiones. También podemos instalar fuentes de iluminación dentro de estos espacios de almacenamiento para permitir que nuestros seres queridos vean mejor su contenido. 

Nuevamente, debemos asegurarnos que todos los implementos estén en lugares de fácil acceso y evitar los electrodomésticos o muebles que sean difíciles de usar para quienes están en la tercera edad, como las sillas con ruedas. 

 

8. Remodelar el exterior si es necesario 

En algunos casos, quienes residen en viviendas unifamiliares deben hacer remodelaciones en el exterior de la casa para garantizar que los adultos mayores tengan fácil acceso, especialmente si tienen problemas de movilidad. 

Primero, debemos estudiar las necesidades de las personas bajo nuestro cuidado para determinar qué intervenciones hay que hacer. Si nuestro familiar usa silla de ruedas o andadores, instalar una rampa sería ideal. 

También podemos considerar eliminar bordillos, rebajar aceras, quitar baldosas resbaladizas e instalar barras de apoyo para proteger su integridad y bienestar. 

 

Pensamientos finales 

Según el Instituto Nacional sobre el Envejecimiento de los Estados Unidos, (NIA por sus siglas en inglés), los adultos mayores con deterioro cognitivo leve o algunos tipos de demencia tienen un riesgo mayor a sufrir caídas. 

Además, hay otras posibles causas, como los problemas de movilidad que pueden aparecer al pasar de los años por condiciones físicas y los peligros de seguridad que existen en el entorno doméstico o la comunidad. 

Por esa razón, en función de aumentar el nivel de seguridad en el hogar y garantizar que este espacio vital es adecuado para las personas mayores, podemos considerar algunos cambios. 

En BETTEN, tenemos muchas de las herramientas que necesitas para adaptar la casa y hacer que tus seres queridos tengan mayor independencia y autonomía mientras están a salvo. Para más información puedes comunicarte con nosotros a través de los teléfonos +569 4979 4867 y +562 2993 5323. 

 

CTA 2 Baño seguro

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados con *




Posts relacionados

¿Cómo ayuda la fisioterapia y el ejercicio a mejorar el ánimo del adulto mayor?

SEGUIR LEYENDO

¿Cómo beneficia el ejercicio físico a la salud mental en la adultez?

SEGUIR LEYENDO

Mantenerse activo en la vejez: ¿Cuánta actividad física necesitan los adultos mayores?

SEGUIR LEYENDO